jueves, 27 de junio de 2013

Marcos y avances desde el primer simposio AC/CA



Ramón Lago eta Pere Pujolasek gogoratu digute lehenengo simposiuma Viceko unibertsitatean 2011ko ekainean egin zela. IK/KI programaren oinarrietako bi hartu dituzte kontuan beraien ponentza garatzeko: partaidetza parekatua eta aldibereko elkarreragina. Horretarako, 1-2-4 egitura erabili dute entzuleen talde lana suspertzeko.

Ramón Lago y Pere Pujolas nos han recordado que el primer simposio se realizó en junio de 2011 en la Universidad de Vic. Para desarrollar su ponencia se han basado en dos principios del programa CA/AC: participación equitativa e interacción simultánea. Asimismo, para dar pie a la participación de los presentes, han utilizado la técnica 1-2-4.







"Un Simposio es una reunión entre amigos y colegas, especialmente para reencontrarse y discutir temas de interés común" 


La educación inclusiva no es una especie de “nueva educación especial”.
Es una forma de luchar contra el fracaso y la exclusión.
Es una clara denuncia de la pobreza y de las condiciones de inferioridad de una buena parte de la población.
Es una clara denuncia de la “indiferencia colectiva” de los que no sufren con relación al sufrimiento.

El Programa CA/AC quiere ser una respuesta a la “indiferencia colectiva” que sufre en muchas escuelas una parte de la población escolar que se ve marginada por diferentes motivos.


La incorporación a la vida adulta de una persona con un desarrollo cognitivo, emocional y social equilibrado, ajustado y suficiente para adaptarse a situaciones diversas, es más factible si se ha aprendido de forma cooperativa y se ha aprendido a cooperar.
Las competencias profesionales para trabajar con personas con diferentes habilidades y ritmos de trabajo, diferentes motivaciones e intereses, se adquieren más fácilmente si se aprenden en la escuela aprendiendo en equipos cooperativos de composición heterogénea.


Tenemos unas “urgencias educativas” en torno a unos determinados valores: la solidaridad, la cooperación, el respeto por las diferencias, la valoración positiva de la diversidad, la compensación de las desigualdades, la convivencia en comunidades inclusivas, el diálogo y la democracia


"La educación inclusiva nos invita a pensar sobre la naturaleza del mundo en el que vivimos, el mundo que preferimos y nuestro papel en la configuración de ambos mundos". Roger Slee (2012): La escuela  extraordinaria. Exclusión, escolarización y educación inclusiva. Madrid: Ediciones Morata.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada